BARRANCO DE LOS CONEJOS

Un lugar escondido y relajante

A pesar de ser un barranco y que puede concentrarse el calor, en la cala sopla una agradable brisa que invita a bañarse y relajarse tranquilamente con unas vistas privilegiadas al Risco de Famara en Lanzarote y a Punta Fariones mientras por ejemplo, se lee un buen libro.

Las playas de la zona sur como La Francesa o La Cocina suelen ser playas más frecuentadas por los turistas que vienen a pasar el día a La Graciosa, en cambio esta zona y en concreto esta cala es una playa poco frecuentada, es camino de paso para las personas que quieren llegar a Pedro Barba y eligen la ruta que bordea toda la costa para llegar allí, no suelen pararse para bajar a verla, si no que desde el camino observan su belleza y siguen su ruta.

Un rincón con un encanto especial

Cómo llegar al Barranco de los Conejos

La única manera de llegar hasta el Barranco de los Conejos es caminando. A poco más de media hora de Caleta de Sebo y en dirección hacia a Pedro Barba bordeando la costa, hay un estrecho sendero marcado por piedras que conduce hasta esta pequeña cala de unos veinte metros de largo y seis de ancho de fina arena dorada y aguas azules turquesas.